Entrevista al piloto Ferran Cardús

Viernes, 01 de Diciembre del 2017

Ferran Cardús, piloto del Suzuki Grau Racing, se proclamó campeón de la Copa RODI Dirt Track & Michelin por segundo año consecutivo.

Ferran Cardús, copa RODI Dirt Track & Michelin

Arrasa allá donde va. Y es que Ferran Cardús, con tan sólo 22 años, domina las modalidades de «tierra» Dirt Track y Flat Track como nadie. Es uno de los iconos españoles de supermoto de base: el pasado año se proclamó primer campeón de la Copa de España de Flat Track. Desde la temporada 2016, forma parte del equipo Suzuki Grau Racing.

1. Tienes un apellido muy ligado a las motos. Haznos un breve repaso a tu historia como piloto.

Todo empezó como un juego por mi tío, que se dedicaba a las motos y que fue campeón del mundo de Moto2, junto con mis hermanos. El mayor lo dejó, pero el mediano, Ricky, y yo seguimos. Él está en el mundial de velocidad de Moto2 y yo me decidí por el mundo de la «tierra».

2. De la velocidad al óvalo, ¿qué necesitas para ser un buen flat tracker?

Siempre estás luchando con la velocidad. Eso es lo que más me gusta, pero es un deporte donde lo principal es el dinero. Puedes ser muy bueno, pero, o tienes alguien que cree en ti y te ayuda o nada. Además, es difícil ser piloto español, porque somos muchos y hay mucho nivel. Eres uno más.
En mi caso, Àngel creyó en mí. Gracias a él estoy aquí. Todos estos campeonatos ganados, los hemos conseguido gracias a su apoyo.

3. Eres el rey de la Copa Rodi & Michelin... ¿Cómo has visto la competición esta temporada?

Cada vez esta modalidad está creciendo más a escala española y europea, lo que aumenta el nivel de los otros pilotos. Eso lo notas porque cuesta más despuntar. Este año me ha gustado mucho la rivalidad sana que ha habido entre todos los participantes. Estoy muy contento de que este deporte cada vez crezca más, sobre todo gracias a RODI, que siempre organiza eventos como la Copa Rodi & Michelin.

4. Ahora toca dar el do de pecho en el Superprestigio Dirt Track del Sant Jordi. ¿Qué esperas de la gran cita de final de temporada?

Esperamos que vaya algo mejor que el año pasado. Lo daremos todo, tanto mi equipo como yo, e intentaremos quedar entre los tres primeros.

5. Marc y Àlex Márquez también son pilotos Rodi. ¿Cómo crees que podrás alejarlos de la tan ansiada primera posición en el Superprestigio?

La verdad es que es difícil, ya que son pilotos con mucho talento, como ya lo han demostrado. Espero ser uno más y conseguir lo mismo que ellos. (risas)

6. Has estado en USA, compitiendo con los mejores especialistas del mundo... y encima hiciste una gran actuación. ¿Qué cambia entre los circuitos de allí y los de aquí?

El cambio es bastante grande, sobre todo de cara a las dimensiones y el circuito en sí mismo. Allí, la velocidad es mucho más alta, y el nivel de los demás pilotos, también. Me gustó mucho, aproveché la experiencia al máximo y espero volver otro año.

7. Contacto, velocidad, estabilidad... Se trata de una disciplina muy dura y muy rápida. ¿Qué premisas tienes para no dejar de ser un referente en España?

Ya se ha demostrado que esta modalidad también se basa mucho en la agresividad y el contacto. Para mí es una modalidad en la que no importa tanto la moto, sino el piloto.
Seguir entrenando igual y dar lo mejor de mí mismo es lo que me convierte en un referente. Nunca bajar la cabeza.

8. Sin duda, la Suzuki de Motos Grau va como un tiro. ¿Cómo lo hacéis y qué piezas cambiáis para que la moto pueda tener los componentes precisos y una buena puesta a punto en cada carrera?

El equipo de Suzuki Grau —y sobre todo Àngel Grau— está haciendo un gran trabajo en cuanto a piezas y evolución de la moto. Estoy muy agradecido al equipo y a todos los patrocinadores que nos aportan las piezas necesarias. Sin ellos sería más difícil.
RODI y Michelin nos ayudan con el tema de los neumáticos, con ruedas que se adaptan mucho a los circuitos de aquí, sobre todo en superficie mojada.

9. ¿Cómo es el entrenamiento de un auténtico flat tracker?

A este deporte se le tiene que dedicar bastantes horas, tanto encima de la moto como fuera. Es un entrenamiento muy técnico que puede parecer fácil, porque en Flat Track sigues un circuito en forma de óvalo y siempre giras hacia el mismo lado, pero en realidad requiere mucha técnica.
 

Ferran Cardús

SUBIR