TE LLAMAMOS GRATIS
X
HORARIO DE LUNES A VIERNES
DE 9 H A 20 H
SÁBADO DE 9 H A 13 H

 
Acepto recibir información comercial
checkbox

Acepto la política de privacidad
checkbox
LLÁMAME

INFORMACIÓN PROTECCIÓN DE DATOS DE RODI
Finalidades: Contactar telefónicamente. Legitimación: Consentimiento. Destinatarios: No están previstas cesiones. Derechos: Acceder, rectificar, suprimir sus datos según información adicional. Información adicional: Puede ampliar la información en el enlace de Política de Privacidad

Correo de confirmación
X

Se ha enviado un correo de confirmación

Por favor, haz click en el enlace que aparece en el correo para verificar el correo electrónico.
CAT  /   ESP

Consejos para conducir con hielo de forma segura


11 de enero de 2019

El desplome del termómetro estos últimos días provoca heladas en las carreteras, así que, si tienes que coger el coche, mejor tener en cuenta estos consejos para una conducción segura.

COMPARTIR EN

Consejos para conducir con hielo de forma segura

Conducir con hielo es una de las situaciones que mayor riesgo puede suponer para el conductor en estos meses de invierno. A veces relacionamos el hielo con la nieve, pero no tiene por qué haber nevado para que este obstáculo aparezca en la carretera: las heladas durante la noche, la lluvia y el frío pueden contribuir a la aparición del hielo en cualquier vía.

Es importante saber cómo conducir cuando nos enfrentamos a este elemento. Ten en cuenta que, con la presencia de hielo, la distancia de frenado aumenta. Además, también es posible que, aunque la calzada no esté del todo helada, puede haber presencia de placas de hielo que supondrían un peligro para el conductor desprevenido.

Cómo conducir con hielo

A continuación, te damos algunos consejos y trucos para una mejor conducción con hielo:

  1. Ojo con los acelerones. Cuando hay presencia de hielo en la carretera, el neumático necesita un poquito más de tiempo para adherirse correctamente. Acelerando rápidamente sólo conseguiremos que las ruedas giren demasiado rápido antes de conseguir el agarre necesario y podríamos perder el control del vehículo. Para evitarlo, acelera poco a poco para tener una buena tracción.
  2. Conduce suavemente. Reduce la velocidad e intenta conducir con suavidad. Usa el volante para ir controlando el vehículo, y, sobre todo, olvídate de los frenos. Simplemente, modera la velocidad y deja que el coche vaya avanzando poco a poco. Si el vehículo se desliza, no pierdas la calma: retira el pie del acelerador para que los neumáticos recuperen la tracción. De este modo, el coche irá recuperando solo la dirección. La mayoría de coches nuevos cuentan con una función de estabilidad electrónica, que hace que el vehículo se mantenga en la trayectoria marcada por el conductor.
  3. Usa los frenos con moderación. Lo dicho: no des frenazos e intenta usarlos lo mínimo posible. Si frenas bruscamente, lo único que conseguirías sería perder aún más el control del vehículo.

Consejos para evitar riesgos en la conducción con hielo

Y a todo esto… ¿dónde existe más riesgo de encontrar hielo?

Lo peor de un obstáculo como el hielo es que puede pasar desapercibido en la carretera, y no saber que está ahí hasta que no estemos encima del mismo. Por eso es importante saber en qué lugares es más probable que nos encontremos con la calzada helada. Así podremos extremar las precauciones y evitar riesgos innecesarios.

Identificar y prevenir estos riesgos puede ser definitivos a la hora de evitar un accidente. Debemos ser conscientes de los peligros que este tipo de obstáculo conllevan para poder circular con seguridad.